El llanto y la relación con mamá y papá

Las razones por las que los bebés lloran pueden ser múltiple y pensar que siempre se puede entender la causa del llanto es un juego perdido, aunque el tipo de llanto del bebé puede ser útil para entender en ocasiones la razón detrás de él.

Sin embargo, es importante comprender qué intervenciones de los padres pueden ser útiles para calmar el llanto y qué efecto tienen estas intervenciones en la determinación de la relación madre-hijo y padre-hijo.

A veces es un grito que comunica la fama (y que está cerca de la hora de las comidas), otras veces es una solicitud de atencion (quiere que lo recojan, quiere un biberón aunque sólo sea con un poco de agua o manzanilla, quiere un chupete) y así sucesivamente.

El foco de atención permanece en la relación: conviene prestar atención a nuestras formas de calmar al niño y tener en cuenta que estas, además de responder a las necesidades del niño, tienen cada vez más, a medida que pasan los meses, un significado relacional.

Asesoramiento científico de la Dra. Roberta Milzoni, Psicóloga y Psicoterapeuta