Cáncer de mama, el proyecto DIANA explica los estilos de vida adecuados para quienes lo afrontan

Conocer al “enemigo” significa ir un paso por delante de él, comprender mejor sus movimientos, enfrentarlo de la mejor manera cuando nos ataca. Si puedes hacerlo con muchas otras mujeres, a través de tecnologías modernas, el desafío se puede enfrentar más fácilmente.

Esta es la propuesta del Proyecto DIANA, dirigido a todas las mujeres diagnosticadas de cáncer de mama, sin ninguna exclusión: pueden participar a cualquier edad aunque el diagnóstico se haya realizado hace muchos años y aunque hayan tenido metástasis, recaídas o segundos tumores. El estudio está coordinado por el Departamento de Medicina Predictiva y Prevención del Instituto Nacional del Cáncer de Milán, que lleva años participando en el estudio de esta patología.

La estrategia de compartir

El proyecto tiene como objetivo identificar estilos de vida capaces de mejorar el pronóstico después del diagnóstico de cáncer de mama. Una alimentación adecuada, al estilo de la dieta mediterránea y la actividad física diaria pueden influir en el pronóstico incluso cuando la enfermedad ya se ha recuperado. Todo aquel que quiera participar, de forma totalmente gratuita, dispondrá de una cuenta confidencial y personal.

Todas las personas que se unan al estudio encontrarán consejos sobre nutrición (como recetas), actividad física y, en general, estilos de vida; también estarán informados sobre novedades en el ámbito científico y podrán enviar preguntas (pero también sugerencias para mejorar el proyecto) a los propios investigadores. Será posible seguir videoconferencias y participar en reuniones o cursos de la zona, a los que se les dará información a través de una agenda configurada y legible en el área reservada de la web.

Cualquiera que desee unirse puede hacerlo accediendo al sitio, registrándose y siguiendo las instrucciones proporcionadas por el sitio y por correo electrónico. En la página de inicio del sitio encontrará una descripción detallada del estudio y contactos para obtener más información. Además, quienes deseen obtener más información pueden llamar al 02 2390 3511 en horario de oficina o escribir por correo electrónico.

Todo viaja en la web

Los organizadores del proyecto solo piden un compromiso: cumplimentar los distintos formularios y cuestionarios sobre salud y estilos de vida que se propondrán periódicamente dentro de su cuenta personal. La cumplimentación de los cuestionarios se puede realizar cómodamente desde casa.

No es necesario ir al Instituto Milanese, tanto es así que muchas personas de Estados Unidos también están inscritas en el proyecto. Lo importante es recordar que cada persona, con su contribución, puede ofrecer a los demás su propia experiencia y sacar fuerza de la de los muchos participantes y de la información compartida.

Si el diagnóstico es siempre el mismo, eso es cáncer de mama, dentro de esta definición existen muchas categorías distintas que diferencian una lesión de otra, tanto que hoy hablamos de patologías – y por tanto de tratamientos – específicos de cada mujer. De hecho, hoy el especialista es capaz de comprender, basándose en las características de las células cancerosas y las mutaciones que sufren, cómo afrontar la enfermedad y preparar la terapia “a medida” para cada caso individual. Y los consejos sobre hábitos saludables pueden ser un arma ganadora para controlar la situación a lo largo del tiempo.